Cosmética ecológica para todo tipo de pieles

 

Nuestra piel está expuesta constantemente a agentes externos que pueden dañarla, por lo que es fundamental que la cuidemos y tratemos como es debido. En ocasiones queremos mimar nuestra piel con cremas y cosméticos que contienen gran cantidad de químicos, por lo que podemos estar perjudicándola. La cosmética natural es la mejor alternativa para nuestra piel pero debemos tener en cuenta qué tipo de piel tenemos y qué cosmética ecológica es la más adecuada para nosotros.

Tipos de pieles

La piel normal es aquella que se encuentra en equilibrio, es decir, que no es ni demasiado grasa, ni demasiado seca. El equilibrio de la dermis puede verse alterado debido a diversos factores, por lo que podemos encontrar pieles secas, grasas o mixtas en función de la cantidad de sebo que genera nuestro cuerpo.

Piel seca:

Este tipo de es la mas particular, piel seca es aquella que no produce apenas sebo, por lo que está por debajo del nivel de sebo que genera la piel normal. La piel seca se percibe áspera debido a que no retiene la humedad. La piel pierde agua y humedad constantemente y esto puede generar que la barrera que protege nuestra piel se vea afectada.

Piel grasa:

Por otro lado, la piel grasa genera más sebo de lo normal, lo que genera la llamada seborrea o exceso de grasa en la piel. Como consecuencia, aparecen brillos y se visualizan más notablemente los poros de la piel. Además, la piel grasa está relacionada con la aparición de acné y puntos negros.

Piel mixta:

Mientras tanto la piel mixta es aquella en la que el tipo de piel varía en función de la zona, es decir, que encontramos zonas grasas y otras secas. Este tipo de piel suele formar zonas grasas en la frente, el mentón y la nariz, mientras que las mejillas suelen ser secas.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Llámanos sin compromiso